Domingo en el museo

Pues no, no es el parvulario de Tirana, en varias plantas. Son las famosas casas pintadas, simpatico experimento de embellecimiento urbano que algun alcalde se saco de la mango. Imaginamos que con el patrocinimo de Titanlux, se dedico a pintar los edificios con los que el desarrollismo comunista habia tapizado Tirana. Bueno, ahi esta, tampoco hay mucho mas que ver por aqui, a parte de repasar nuestros conocimientos sobre la historia de las tribus ilirias y del padre de la patria, Skanderbeg, el Ataturk local, que a diferencia de aquel, no tiene el repertorio de vestidos y personajes, a lo madelman. Solo se le ha visto como personaje de la saga del Capitan Trueno, muy digno por cierto. El museo nacional de historia nos ha dado una amplia vision de este pequenyo y atribulado pais, la verdad es que no han ganado para sustos. Como el que nos llevamos en el parque, hacia donde nos dirigimos despues de degustar una suculenta pizaa. Pero nada, paranoias expedicionarias, que se resolvieron con una tarde a orillas del lago artificial con el cuenta nuestra urbe.

En el Radio Bar, brindamos por la capital de nuestra infancia, con la que pensabamos que la geografia no tenia secretos para nosotros. Manyana nos espera Berat.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s