El último chapuzón


El comando Boa Constrictor no podía despedirse del Año y de Fuerteventura sin un chapuzón atlántico en toda regla, en la playa de La Pared, y un pic-nic gentileza de Supermercados Inpescasa, el otro emporio de la isla, a la par de Almacenes Cabrera. Por la tarde, visita al santuruario de Pozo Negro, donde empezó el idilio con esta isla, refugio de las almas en busca de sosiego terrenal. Tras el copazo doble de Baileys en nuestra aldea de pescadores preferida, nos hicimos con el alijo de tabaco a mitad de precio (hay que amortizar realmente el billete y los gastos de representación derivados de la gira artística por algún sitio) y volvimos a nuestro apartahotel-castillito, intentando que las bolsas pudieran volver a entrar en las fauces del azafato Ryan al día siguiente.

Volveremos, esto no va a quedar así, queridos blogovidentes. El año que viene, más tribulaciones topanistas nos esperan, ojalá podamos contárselas con tanto gusto como en el 2010.

Feu bondat, família.

PD. Por cierto, el concurso lo vamos a dejar en un más que previsible y tramposo empate, para tener una excusa más con la que obligarnos a contratar los servicios del azafato Ryan, y volver a la Isla del Tesoro.

http://picasaweb.google.com/s/c/bin/slideshow.swf

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s